Vídeo de la conferencia “Quiéreme mucho, quiéreme bien” de Coral Herrera Gómez

Vinculamos aquí a la página que hemos creado en la barra de navegación del blog Desarrollando inteligencia feminista (EOI Fuengirola) que recoge el vídeo de la conferencia, las fotos del evento y los posts que tenemos aquí sobre esta conferencia. Esperamos que podáis disfrutarla si no pudisteis venir, y difundirla, ya que aportó ideas interesantes para la construcción de una sociedad que aborda el amor ¡más amorosamente! ❤

Ver vídeo aquí: https://coeducacioninteligenciafeminista.wordpress.com/conferencia-quiereme-mucho-quiereme-bien/

Próximamente incluiremos fotos del libro que nos dedicó y comentarios recogidos.

Finalmente, aprovechamos para invitaros a la próxima conferencia el 25 de abril, “Nombrar a las mujeres. Por qué el lenguaje importa”, de Eulàlia Lledó Cunill.

03_web_coral3

Antifeminismo y Coeducación, reflexiones

Os posteamos un mensaje de reflexión sobre Antifeminismo y Coeducación, compartido también en la Red de Coordinación del Plan de Igualdad de Andalucía. Podéis postear comentarios y materiales aquí, o enviarlos a inteligenciafeminista@gmail.com

ANTIFEMINISMO Y COEDUCACIÓN (versión ampliada). Para las personas que comprenden los derechos humanos, la “violencia de género” es el nombre científico (analizado en ciencias sociales) de la violencia del Hombre (versión de una identidad posible del hombre) hacia las mujeres en la sociedad patriarcal, y NO es decir que las mujeres no puedan ser violentas. Las mujeres pueden ser violentas porque son humanas. Por eso si asesinas, seas hombre o mujer, vas a juicio y si eres culpable te condenan. ¿Y por qué asesinar? Tema complejo, pero sabemos por qué ocurre un caso, el de la “violencia de género”, pues está vinculado a un tipo de cultura y por tanto de educación, que no se da sólo en las aulas, y ese problema de “violencia de género” tiene la dimensión de PROBLEMA SOCIAL, es decir, si se estudian los datos de mujeres que asesinan a hombres o al revés, el segundo grupo tiene unas cantidades tan desproporcionadas que se considera “problema social”. Aunque la ley contra la violencia de género sorpresivamente sólo incluye la violencia del Hombre a las mujeres cuando éstas comparten con él o la compartieron “vida familiar”, todo el mundo sabemos que el problema del violencia en el mundo, el que tolera y justifica la violencia del Hombre a las mujeres, en las guerras y hasta hace muy poco en “la paz” es masivo y en sociedades más machistas que la nuestra ahora da tanto miedo que no se quiere pensar. Y esta violencia no es como la del Hombre hacia el hombre. Ésta se da en las guerras, pero siempre es “entre iguales” y tiene toda una mitología de valor montada a su alrededor, el premio (que suele incluir violar a las mujeres, por cierto, como premio humano o divino), que no tiene desde luego la violencia de género, donde ella tiene necesariamente que asumir ser víctima que no se defiende, porque si se defiende, la van a linchar además en su sociedad, por mala mujer.
Las personas somos capaces de violencia, al margen de nuestros genitales, y en las sociedades patriarcales, donde se favorece la conceptualización del mundo en dos bloques contendientes donde uno debe prevalecer, y por tanto cualquier violencia será adecuada y legítima, y el diálogo y el razonamiento empático cosas risibles, el Hombre está autorizado a emplear todos los tipos de violencia, no sólo la física, la violencia verbal, conceptual, de las actitudes y relaciones, y las mujeres tienen que conformarse con usar la no física. Pero si fueran socializadas como el hombre en el patriarcado, serían igualmente violentas físicamente (igual que hay hombres incapaces de colmar las expectativas identitarias patriarcales, existirían mujeres que no pudieran, pero la mayoría podría, es fácil ver la realidad, bastaría que no las socializaran como víctimas perpetuas potenciales), porque para ser personas violentas físicamente no hace falta tener testículos, ni testosterona. Hace falta sentir que puedes (autorización social), esto es muy importante en el mundo humano, y tener odio (no hablo por tanto de autodefensa, sino de odio), y eso puede cualquier ser humano.
Los antifeministas son hombres y mujeres (que quieren que las llamen en masculino porque ellas ven bien el orden patriarcal; como ellos, ven que hay justificación biológica para la distribución de las tareas, no digo parir, obviamente, sino todo lo demás ni por asomo biológico que conllevan los roles e identitades patriarcales), que no comprenden los derechos humanos ni la libertad de expresión, están llenos de ODIO HACIA PERSONAS QUE LUCHAN CONTRA LA VIOLENCIA que se considera ya en algunos lugares PROBLEMA SOCIAL (no contra toda la violencia que existe, por ejemplo, la de las mentes psicópatas, que pueden ser mentes de hombres o mujeres), y estar lleno de odio hacia la gente que lucha contra la violencia plantea la pregunta: ¿por qué?
¿Por qué si está en contra de que una mujer asesine, y hay una ley que la castiga si lo ha hecho, al antifeminista le molesta que tratemos el grave problema social de que en una sociedad que la gente llama “igualitaria” haya tal desbordante porcentaje de asesinatos y violaciones de hombres hacia mujeres? Los antifeministas se pasan el día buscando noticias de mujeres asesinas, y no ven lo muy fácil que es encontrar datos de género que no apuntan a la impunidad de las mujeres, sino al problema social de la violencia de género en las sociedades patriarcales.
Si les molesta una violencia, ¿por qué no ven esta otra?
Es como alguien con este problema de visión: sólo puede ver algo concreto que tiene delante, no puede además empatizar o sentir nada fuera de este hecho, que lo llena todo. Deberían estudiarse en clase los posts de muros de hombres antifeministas, para que la gente viera lo que es, y que no se puede ser antifeminista si se es una persona demócrata, o que entiende los derechos humanos. Que la demonización de las mujeres es algo que colaba en el pasado, supuestamente, y que un estado democrático y laico no alienta ni justifica, porque si hay crimen, se va a juicio, y si no lo hay, no se puede “votar” para lincharla.
Pues ahí están, los antifeministas, en los grupos whatsapp de estudiantes de centros donde hay coeducación, contándole a la gente lo zorras e hijas de puta que son las mujeres que han luchado por una ley injusta (¿podrían preguntarles por qué es injusta, si hay una ley que castiga el crimen al margen del género?) y cómo lo hacen?: poniendo vídeos de mujeres supuestamente feministas que hablan de “cortarles los cojones” a los hombres o de mujeres que pegan a menores o a sus maridos (al parecer, un problema social?). Y la gente que recibe estos posts, compartiendo, y si tú les dices: “yo soy feminista, si me lo envías te cuento lo que yo veo”, no te los envían. ¿Eso qué significa? ¿Se podría hablar de eso en clase? Porque claro, el resultado es que se arropa al violento y se mantiene la distancia con la persona que lucha de forma noviolenta por la superación de un tipo de violencia, bastante complejo además, por sus incontables interconexiones. Ahí está la gente, atendiendo a lo que los violentos les envían y sin tiempo para leer posts de Coeducación que abordan cosas habladas en clase, porque claro, ¿no hay que usar la oportunidad de pensar y analizar? ¿Es siempre más fácil perpetuar las peores ideas y dinámicas, las que mantendrán el orden de siempre, ese que tanta paz nos trae? Ahí están, con su apoyo de hecho al antifeminista, ayudándoles a desacreditar a las personas que ofrecen razonamientos fundados y que no alientan al odio a nada sino a abordar un problema social de violencia.
Si consiguieran lo que quieren, a las mujeres asesinas no se les aplicaría la ley que tenemos contra el crimen, se las arrastraría de los pelos a la plaza pública y quemaría vivas. Junto con “las feministas”, porque siempre la intención es equipararlas. (Lo de llamar “feminazi” a un movimiento social de derechos humanos y de indescriptible empatía, pues lleva a la gente a luchar no por sus familias, sino también por su sociedad, algo altruista, de solidaridad y sororidad.)
¿Qué le harían a los hombres que asesinan a las mujeres? A algunos, por los posts que comparten, les darían medallas, porque eran “hijasdeputa” y “son unas zorras”. Así se las gastan. El odio en la mujer da mucho miedo, pero en el hombre al parecer da seguridad, a la mente cultural patriarcal, que tanto nos ha deshumanizado.
Otra cosa a tener en cuenta es que jamás están en los trabajos o foros de derechos humanos. No dejan ni un gordidedo en nada de derechos humanos. Y si la lucha feminista es inmensa en la cantidad de temas que tocan, es sospechoso que no vean bien ni uno, cuando la mayoría de la sociedad los vive ya, aunque no quiera ver gracias a quién los tiene. (“No pasaremos a la historia pero siempre hemos estado aquí”, como dicen en mujerpalabra.net )
Hay que recoger datos y abordarlo, todo esto, el problema de que gente sienta que puede decir “soy antifeminista” o “estoy contra la violencia de género pero no soy feminazi” (contaremos este caso porque es muy ilustrativo), porque montan campañas para distorsionar y confundir a la gente, y la gente se deja porque a pesar de los logros sociales, la mayoría sigue prefiriendo estar anestesiada, ver reality shows antes de aportar a construir una sociedad menos violenta e injusta, porque la gente sigue temiendo a los más violentos, aunque no tengan por qué, por tradición. Los logros del no pensar, de no ser conscientes de dónde estábamos y dónde podríamos estar.

¡Venid!

Como estudiantes de la EOI Fuengirola que estuvimos en la conferencia sobre el amor de Coral Herrera, queríamos animaros a venir a esta nueva sobre el lenguaje de Eulalia Lledó. ¡No os arrepentiréis!

En la del amor, nos impresionó lo fácil que era entender un análisis que habíamos pensado en parte, en algunas cosas, y por otro lado, en otras cosas ¡no se nos había ocurrido!

Fue de esas charlas en que algo se te mueve por dentro y hace clic y enciende una luz. Además, nos lo pasamos muy bien. Hubo momentos muy graciosos.

Queremos agradecer a la EOI Fuengirola estas oportunidades de pensar temas que la vida cotidiana no nos deja ni hablar ni pensar.

¡Gracias, “profes”! ¡Correremos la voz! ¡Venid, y traed a quien le pueda interesar!

Image result for emoticones feministas

Educación sexual: experiencia educativa, guías e ideas para talleres

Os posteamos un artículo sobre una experiencia de Educación Sexual, impartida por una profesora de Filosofía en secundaria. Quizá en Escuelas Oficiales de Idiomas deberíamos plantearnos también montar un taller al año sobre este tema, porque hay mucha educación a diario sobre esto en los medios de comunicación, más allá de la pornografía, vinculando “sexo” con la cosificación de las mujeres, y la violencia de género, por un lado, y por otro, haciendo que la gente no disfrute de algo tan positivo como es una relación de placer entre iguales.

Si os interesara podéis postear aquí o escribir ideas, preguntas, peticiones a inteligenciafeminista ARROBA gmail.com

¡Feliz lectura!

Artículo (Gracias, Helena!):  Mercedes Oliveira: “La base de la educación sexual de la juventud es la pornografía; yo enseño a desaprender” (proyecto educativo en secundaria)

Recursos para Educación Sexual de mujerpalabra.net (Gracias, Odette!)

Día de la poesía. Rosario Castellanos

Empezamos una serie dedicada a poemas escritos por mujeres, para aportar al esfuerzo de educarnos en ser conscientes y sensibles de que nos falta la historia de media humanidad porque el patriarcado ha juzgado a las mujeres como inferiores creativa e intelectualmente durante siglos (en contra de toda evidencia hallada en la realidad), y de que seguimos perpetuando esa tradición cultural cuando no aprendemos a ver que las mujeres son personas, que sus mentes son humanas. Si no has echado de menos a las mujeres como pensadoras, creadoras, activistas, inventoras, exploradoras, investigadoras, inventoras, aventureras… como todo aquello que es humano pero que las mujeres de las sociedades patriarcales han tenido prohibido por el sistema sexo-género, que las ha encerrado y “especializado” en obedecer y servir al Hombre, en educar en cultura patriarcal para sostenerlo, contra ellas mismas y todo lo humano, y sin que esto conmoviera ni a hombres ni a mujeres (así de endurecidas hemos quedado con esta educación las personas), sin que esta crueldad moviera a la mayoría de los hombres a rescatar la humanidad, sumándose a la lucha noviolenta por cambiar el estado de la cultura, por humanizarnos, tarea de todo el mundo y no un tema “de mujeres”, si no notas que nos falta mucha historia, que tenemos mucho poder para influir en nuestras vidas y la de quienes nos rodean sólo ya comprendiendo algunas cosas, podrías apuntarte a desarrollar inteligencia feminista, para superar este profundo prejuicio y también insensibilidad.

Rosario Castellanos

Nació en México, en mayo de 1925. Fue escritora, filóloga, diplomática, estudió también filosofía, haciendo un curso de perfeccionamiento con una beca en España. En los años sesenta, se ganó la vida y se dedicó a la enseñanza de la literatura y la filosofía en universidades mexicanas y estadounidenses. Al menos la primera mitad de su vida vivió sobre todo en Comitán, Chiapas, México, lo que queda plasmado en su impresionante obra, caracterizada por una gran inteligencia empática pues era capaz de observar y ver lo que se suponía que no debemos ver, por ejemplo, la injusticia, el maltrato de pueblos más violentos a los pueblos indígenas, para el caso de Chiapas, el pueblo maya. También fue sensible a la situación de las mujeres en el mundo, tan abrumadora e injustamente consideradas inferiores y explotadas brutalmente.

Podéis leer su novela Balún Canán (1957), ubicada en Chiapas, para aprender historia y también para aprender a mirar la realidad incluyendo a las personas son que son tradicionalmente subestimadas y juzgadas injustamente. A propuesta del departamento DACE de nuestro centro vinculamos a un poema de michelle renyé, “No soy un grano de anís” (audio y texto escrito), inspirado en una frase de la novela de Rosario Castellanos y en una niña maya real, para llamar nuestra atención sobre las niñas en los países en guerra y crear un puente de conexión.

Rosario Castellanos escribió mucho, con la urgencia, el sentimiento y la lucidez crítica de las personas a las que les importa algo más que su bienestar y su vida. Sorprende la cantidad de textos (por suerte publicados) que produjo en sus 49 años de vida. Murió en Israel, al parecer a causa de un accidente doméstico, a los tres años de llegar como embajadora, puesto que se ganó por su impresionante labor de promoción de la cultura.

Su poesía completa se publicó bajo el título Poesía no eres tú (1972), y en nuestra pequeña publicación para la difusión incluimos en la página tres el poema que da título al volumen, con un link a su lectura y también un análisis del mismo para las personas que temen no entender la poesía, recordando, no obstante, que se puede leer poesía desde el conocimiento de la vida y obra de quien escribe, sí, pero también como poesía en sí misma, arte de la palabra humana, y que este último tipo de lectura sólo nos pide una mirada abierta, inocente, para dejarnos llevar a esa especie de sueño que es un poema.

Image result for rosario castellanosSus ensayos se reunieron en el volumen Mujer que sabe latín (1974), título inspirado en el refrán patriarcal: “Mujer que sabe latín, ni encuentra marido ni tiene buen fin”.

Terminamos el post del blog Desarrollando inteligencia feminista con un poema, y os invitamos a descargar y leer nuestro Dossier Día de la Poesía: Rosario Castellano (6 páginas), donde encontraréis este post y más poemas.

Meditación en el umbral

No, no es la solución
tirarse bajo un tren como la Ana de Tolstoi
ni apurar el arsénico de Madame Bovary
ni aguardar en los páramos de Ávila la visita
del ángel con venablo
antes de liarse el manto a la cabeza
y comenzar a actuar.
Ni concluir las leyes geométricas, contando
las vigas de la celda de castigo
como lo hizo sor Juana. No es la solución
escribir, mientras llegan las visitas,
en la sala de estar de la familia Austen
ni encerrarse en el ático
de alguna residencia de Nueva Inglaterra
y soñar, con la Biblia de los Dickinson,
debajo de una almohada de soltera.

Debe haber otro modo que no se llame Safo
ni Messalina ni María Egipciaca
ni Magdalena ni Clemencia Isaura.

Otro modo de ser humano y libre.

Otro modo de ser.

Para más información unos vínculos a info sobre algunas de las mujeres reales aludidas en el poema “Meditación en el umbral” de Rosario Castellanos: Teresa de Ávila, artículo de Píkara Magazine , Juana Inés de la Cruz, ensayo en Cervantes Virtual, Jane Austen en un artículo de la revista NegroWhite, Emily Dickinson, de la web Mujeres en la Historia, Safo en Mujeres en la Historia, publicación Entre Penélope y Messalina del grupo Milenta.

Descargar 2017_Poesía_Rosario Castellanos (6 págs) para seguir leyendo, “Poesía no eres tú” (página 3) con comentario, y otros poemas de Rosario Castellanos.

Mujeres. I Festival de Cultura Feminista de La Tribu

 3, 4 y 5 de marzo de 2017 en el CICUS, en Sevilla
festival

En huelga de hambre contra la violencia de género (¿Es noticia?)

Un grupo de ocho mujeres (Ve-la luz, Galicia) mantiene desde la noche del jueves una huelga de hambre para denunciar el maltrato, los asesinatos y reivindicar que la violencia machista es un asunto de Estado. Acampan en la Puerta del Sol de Madrid, donde recogen firmas para apoyar un manifiesto de 25 puntos que consideran clave para acabar con esta lacra.

velaluz