Ni machismo ni feminismo. El término medio inexistente

En primer lugar, gracias a la red DIF (Desarrollando Inteligencia Feminista) por permitirme colaborar en este proyecto y, en concreto, a Michelle Renyé por proponerme escribir sobre este tema, así como por sus consideraciones y comentarios sobre este texto.

Querría agradecer además a Margarita Castaño, mi madre, las horas de interesante debate y reflexión crítica incisiva en cualquier lugar y momento donde pudiéramos compartir un rato y unas palabras sobre cualquier tema, luchando no por la razón para ganar la discusión sino sobre todo por la verdad, aunque nos costara perder la razón. Este es uno de esos temas.

ni machismo ni feminismo

A día de hoy es muy frecuente escuchar en conversaciones cotidianas surgidas en diversas situaciones, o en entrevistas y tertulias que tienen lugar en la fábrica de cultura mediática de masas, tal como son los medios de comunicación, la frase poco afortunada “yo no soy ni machista ni feminista”, o sus derivados “ni machismo ni feminismo, igualdad”, o “ni machismo ni feminismo, ningún extremo es bueno”. Incluso hay quien afirma “no soy machista ni feminista, soy persona”, sin explicar qué son entonces, si no son personas, aquellos entes vivientes de origen desconocido que se reconocen o son reconocidos como machistas o feministas.

En la mayoría de las ocasiones estas afirmaciones se expresan con la intención, desafortunada, de situarse en un término medio entre dos puntos, límites, o extremos alejados entre sí y en cuyo punto medio entre tales extremos se encuentra la moderación y la virtud; lo bueno.

Esto nos recuerda a la doctrina ética del término medio del filósofo Aristóteles, quien afirmaba que la virtud, el comportamiento virtuoso (por ejemplo el valor, ser valiente), se encontraba en el término medio entre dos excesos, uno por defecto (la cobardía), y otro por exceso (la temeridad). De este modo, para ser una persona valiente, no puedes actuar de forma cobarde, huyendo de los problemas o situaciones difíciles, ni puedes actuar de forma temeraria, expresando un exceso de valentía, poniéndote en peligro. Aristóteles denominó a ambos extremos, por defecto y por exceso, vicios.

Debemos preguntarnos si es posible entonces encontrar este término medio, la virtud, lo bueno o lo correcto en la expresión “ni machismo ni feminismo”. ¿La afirmación “yo no soy machista ni feminista” sitúa a la persona que la afirma en una posición virtuosa? ¿Podemos encontrar realmente un término medio que nos erija como seres virtuosos al afirmar que no somos ni machistas ni feministas o que renegamos de ambos al considerarlos puntos extremos de un lugar intermedio entre éstos? La respuesta es no. Además explicaré por qué la frase “ni machismo ni feminismo, igualdad” resulta ser una incoherencia absoluta, al igual que afirmar, buscando un punto medio, “ni frío ni amarillo” o “ni cebolla ni del Barça, bicicleta”.

No se puede encontrar un término medio entre “machismo” y “feminismo” porque ambas realidades y conceptos no son términos semánticamente opuestos relacionados con un término medio común, que sería la igualdad (como valor, virtud o término medio correcto y bueno) para los que creen erróneamente que son términos opuestos.

Ambos términos no comparten un lugar común, que llamaré ámbito de relación semántica, dentro del que puedan situarse como extremos alejados cada uno de un término medio que se encuentre a la mitad de ambos. Por tanto, al ponerlos en relación como extremos de un mismo valor, se produce una falsa oposición semántica por desconocimiento, ignorancia o comprensión errónea de al menos uno de los dos conceptos.

Por un lado, el machismo es una forma de pensar y de actuar por la cual se entiende que el macho (categoría sexual) es superior a la hembra, desprendiéndose de esto una desigualdad en la que se produce la dominación a nivel sexual, cultural, político y económico de un sexo sobre el otro.

Por otro lado, el feminismo es un movimiento político-social no jerarquizado y liderado por mujeres que ha analizado y criticado los fundamentos ideológicos y causas de la desigualdad de sexo y género que ha tenido lugar a lo largo de la historia de la humanidad, con el objetivo de transformar la sociedad y lograr una igualdad real y efectiva entre mujeres y hombres. Esta es una definición simple, pues podríamos hablar, más bien, de feminismos, ya que existen diversas corrientes internas dentro del mismo movimiento socio-político.

Podemos ver, por tanto, que mientras que el machismo es una forma de pensar y un comportamiento que produce desigualdad, el feminismo es el movimiento, y el instrumento o mecanismo, que reclama una igualdad real y efectiva entre sexos y que conduce a esta igualdad.

Tras esta aclaración conceptual, se hace evidente la imposibilidad de encontrar un término medio entre tales conceptos y realidades. Por este motivo, afirmar “ni machismo ni feminismo, igualdad” o “ni machismo ni feminismo”, tomándolos como extremos y buscando un término medio entre éstos, resulta ser una incoherencia, al igual que afirmar que “ni frío ni amarillo” o “ni cebolla ni del Barça, bicicleta”.

Los términos “machismo y “feminismo” no se encuentran en una relación de oposición semántica, dándose por tanto un caso de falsa antonimia. Además, las realidades a las que se refieren estos conceptos son guiados por, y tienden a, valores distintos del ámbito de los valores (ámbito axiológico).

Dentro del ámbito axiológico podemos identificar los valores morales que pueden guiar nuestras acciones, comportamientos o actitudes. La igualdad, la justicia, la bondad, la belleza… Son valores hacia los que tendemos y con los que guiamos nuestras acciones o nuestro comportamiento. Bajo el ideal de la justicia realizamos acciones que consideramos justas y con las que tendemos a ese valor ideal de justicia. Al igual que con el valor de la igualdad, bajo el que guiamos nuestras acciones tendiendo al valor ideal de la igualdad.

Si por un lado, como hemos visto, en el ámbito semántico “machismo” y “feminismo” no son términos opuestos, al producirse una falsa oposición semántica entre éstos, podemos afirmar en cambio que en el ámbito axiológico si se establece una relación de oposición de valores entre el machismo y el feminismo.

De este modo, mientras que las actitudes, acciones y comportamientos a los que hace referencia el término “machismo” son guiadas por, y tienden a, un ideal de desigualdad, las actitudes, acciones y comportamientos a los que hace referencia el término “feminismo” son guiados por el valor de la igualdad y tienden a ésta.

Se produce por tanto una oposición axiológica que funda, o sobre la que se basa, la interacción que se produce entre machismo y feminismo en la realidad en la que vivimos, al surgir el feminismo como una reacción frente a, en términos de enfrentamiento, el machismo en un contexto de desigualdad sexual sobre la que se construye a su vez la desigualdad en el terreno político, sexual, social, cultural y económico.

El valor de la igualdad sobre la que se funda el feminismo se enfrenta así al valor de desigualdad del machismo, produciéndose este choque de valores no como un enfrentamiento entre dos tratos de desigualdad opuestos, que serían el machismo y el hembrismo, sino como un enfrentamiento entre valores distintos.

En resumen, en el ámbito semántico “machismo” y “feminismo” no son términos opuestos, ya que hacen referencia a realidades distintas; por lo que semánticamente no se produce ninguna oposición ni interacción entre éstos términos.

La verdadera interacción que se produce entre tales términos y las realidades a las que se refieren se produce primero en el ámbito axiológico, en el terreno de los valores, al ser realidades guiadas por valores distintos. Esta oposición axiológica es en la que se fundamenta el enfrentamiento que se produce entre el machismo y el feminismo en las sociedades patriarcales, al surgir el feminismo en ese contexto de desigualdad como reacción a esa desigualdad.

Hemos visto así que una de las causas por las que se intenta buscar un término medio entre tales realidades es la ignorancia o desconocimiento de tales conceptos o realidades. Desconocer su significado real puede llevar a entenderlos como extremos opuestos de un trato desigual: el machismo como la superioridad del macho sobre la hembra y el feminismo como la superioridad de la hembra sobre el macho, algo erróneo.

Malinterpretando los conceptos de esta forma es comprensible que se busque un punto intermedio virtuoso, bueno, correcto, en el que se encuentre la igualdad. Pero como ya hemos visto, el machismo corresponde a un trato desigual, mientras que el feminismo es la búsqueda y la lucha por la igualdad. Tendríamos por tanto que reflexionar sobre nuestros conocimientos y los errores que nos conducen a tales conclusiones.

Así mismo, los medios de comunicación y su cultura de masas, a la que se referían Adorno y Horkheimer en su obra Dialéctica de la Ilustración, son responsables en buena medida de esta comprensión errónea de la relación entre el machismo y el feminismo y de la percepción del movimiento feminista, que es mostrado en los medios mayormente bajo acciones reivindicativas de gran impacto visual, dejando de lado el feminismo teórico o los fundamentos ideales del movimiento feminista. De este modo, la ciudadanía toma una parte del movimiento feminista (la mostrada en los medios de comunicación) como el conjunto, y al no estar de acuerdo con los métodos o  “formas” de las reivindicaciones, creen acertado rechazar el movimiento feminista en su conjunto.

Otro de los motivos que lleven a afirmar la frase analizada es la decisión de no posicionarse políticamente a favor de ninguno de los dos conceptos (no relacionados semánticamente), buscando no la virtud en un término medio, sino expresando una indiferencia política y cívica respecto a un tema como éste.

Por último, también puede suceder que se afirme que “ni machismo ni feminismo” o “ni machismo ni feminismo, igualdad” porque, sabiendo el significado correcto de ambos conceptos y realidades, se rechazan ambas. Pero es necesario entonces que este rechazo se justifique racionalmente, expresando las razones de por qué no se está de acuerdo con las diferentes posturas de los diferentes feminismos con las que no se esté de acuerdo.

Reflexionar en profundidad sobre los motivos por los que rechazamos un movimiento que lucha por una igualdad real, y sea además un mecanismo para conseguirla, puede, quizás, hacer que nos demos cuenta de que nuestra percepción de tal movimiento se ve influenciada por una imagen sesgada, caricaturizada o desfigurada por los medios de comunicación (“medios de deformación” de la realidad) y otras fuentes de desinformación; o puede hacer que nos demos cuenta de que estamos en desacuerdo con una de las corrientes concretas o alguno de los métodos reivindicativos de este movimiento, pero de acuerdo en líneas generales con sus fundamentos ideales, valores y mecanismos más formales de cambio social y político, por lo que nuestra crítica puede re-direccionar el movimiento feminista hacia algo que consideremos más correcto.

También puede que simplemente lo rechacemos, en base a otros valores que consideremos más importantes que la igualdad, o que encontremos o ideemos otro movimiento político-social más válido para alcanzar la igualdad, si es que la queremos.

Esto es lo bello de la reflexión crítica y la deliberación racional, que pueden sorprendernos y llevarnos a caminos a los que no esperábamos llegar, pues los valores de la verdad y el bien, lo bueno, nos empujarán hacia donde éstos se encuentren. Tendremos que decidir si es allí adonde queremos llegar.

Historia: De la libertad a la sumisión

JM nos envía este interesante artículo de Silvia Colomé. ¡Gracias!

Involución milenaria: De la libertad sexual de la mujer a la sumisión, ya en el antiguo Egipto

La historiadora Ada Nifosi publica una investigación sobre la pérdida de derechos femeninos en el periodo grecorromano

https://www.lavanguardia.com/cultura/20190510/462140066074/mujer-antiguo-egipto-grecia-roma-libertad-sumision.html

Ayudas para actividades de formación, estudios, publicaciones y difusión de info en materia de violencia machista

Marta nos envía una gran noticia. Gracias! ❤

Igualdad crea una nueva línea de subvenciones para formar a profesionales contra la violencia machista

La consejera Rocío Ruiz anuncia a las asociaciones de mujeres que la Dirección General de Violencia de Género, Igualdad de Trato y Diversidad inyectará de inmediato 650.000 euros

La consejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, Rocío Ruiz, ha anunciado este lunes la puesta en marcha inmediata de una nueva línea de subvenciones por importe de 650.000 euros por parte de la Dirección General de Violencia de Género, Igualdad de Trato y Diversidad destinadas a actividades de formación, estudios, publicaciones y difusión de información en materia de violencia machista. El anuncio lo ha hecho Ruiz en el segundo encuentro provincial con asociaciones de mujeres, colectivos y Administraciones encargadas de la lucha contra la violencia de género que ha tenido lugar en Córdoba, tras el que se celebró anteriormente en Huelva, con el objetivo de plantear las líneas estratégicas de la Consejería en esta materia.

Haz click aquí para seguir leyendo y fotos

Abecedario femenino

Os compartimos un precioso proyecto lingüístico-literario, donde aprendemos sobre mujeres en las culturas y recordamos las palabras y expresiones que las nombran.

¡Gracias, Mujer Palabra!

http://www.mujerpalabra.net/creadoras/mp/abecedariomp1.htm

Luz González Rubio

Luz González es profesora de historia en secundaria y escritora, además de ser activista.

Trabajó como periodista free lance durante algún tiempo. Luego fue cooperante en Programas de desarrollo dirigidos a mujeres en Nicaragua y Colombia. Además es integrante de la Red Internacional de Mujeres de Negro contra la guerra.

Tuvimos la suerte de poder escucharla y conocerla, ya que fue una de las invitadas a la Semana Cultural Feminista.

Estas son algunas de sus novelas, algunas de ellas están hoy descargables gratuitamente en Amazon. También estarán los días 12 y 13 de abril y del 23 al 25 de abril.

 

Os dejamos también link a su web en mujerpalabra: http://www.mujerpalabra.net/creadoras/luzgonzalezrubio/index.html

Fotos del contenido de los Packs para las Invitadas

Decir que la carpeta que le hemos hecho a las invitadas, con información y regalos, queríamos haberla hecho para gente de la red DIF que ha ayudado a construir esta SEMANA CULTURAL FEMINISTA, y para el personal del centro, docente y no docente, además de para el IES nº1 y la Escuela para Personas Adultas con quien compartimos edificio. Quedarnos sin la coordinadora 3 semanas por baja de enfermedad lo explica. Lo bueno fue que nos pusimos las pilas más gente, asumiendo tareas, y bueno, ¡hemos logrado los mínimos y algún máximo! Así que sólo decir que aunque sea tarde, queremos hacer esos otros packs cuando pase todo y saquemos tiempo. Además, como incluyen fotocopias en color, no sabíamos hasta que no hagamos las cuentas y hablemos con el Secretario hasta dónde podíamos gastar. Es lo que tiene trabajar en red, que no hemos podido sacar tiempo para suficientes reuniones de puesta en común de toda la información. Pero lo que pensamos en su día lo completaremos, que somos muy cumplidoras! 😀

Aquí están las fotos: el pack de las INVITADAS, que vienen todas sin cobrar, algo que no hace todo el mundo y también por razones feministas, claro, pero SOMOS LA PÚBLICA, y eso implica estar muy faltas de recursos económicos, así que NUESTRO AGRADECIMIENTO se expande de grande que es por el universo. ¡Gracias! ❤

Usamos el de Sara López Olvera como ejemplo. La foto de los rollitos es una copia del maravilloso cartel de Isabel Ruiz Ruiz, que hemos pegado en estas semanas por todos los lugares donde hemos pasado! ❤

Todos estos materiales menos los tickets para la rifa [VINCULAR AL SIG. POST] que organiza Café Feminista Fuengirola/Mijas (para ayudarnos a tener algún donativo ingreso para Coeducación y la Biblioteca Feminista), el certificado de haber sido ponente y/o tallerista en la I SCF, la acuarela real (individual), la tarjeta de Coeducación y un regalo sorpresa que ya verán, están descargables en este blog DIF, en la página de la barra de navegación llamada SCF 2019. Como veis, está además el artículo de Tico Pelayo dirigido a los varones, tres poemas de m. renyé, los programas de Plenarios y también de Talleres, y algo de papel y un boli. Todo hecho con muchísimo amor, agradecimiento y alegría! ❤

Transformando el mundo. Semana Cultural Feminista 2019

Web_resolucionmenor_Cartel

Hace poco reflexioné en una publicación de mi blog personal sobre la necesidad de seguir imaginando mejores mundos posibles a partir de nuestras ideas sobre cómo debería ser el mundo, sobre qué es lo que debería ser diferente a lo que actualmente es, para construir tal mundo sirviéndonos con los planos de nuestros ideales y valores.

Así mismo, puse especial énfasis en la importancia, tanto personal, como social y política, de que todas y cada una de las personas que conformamos este mundo, y esta sociedad, no nos olvidemos de que somos nosotras y nosotros quienes construyen este mundo, dándole forma y transformándolo en aquello que queramos que sea.

Esta capacidad modeladora, constructora y transformadora del mundo con la que contamos constituye no sólo una gran responsabilidad, sino también una gran carga para muchas personas, al más puro estilo Sartre. Tanto, que algunas personas han olvidado, se han dejado olvidar, o han decidido delegar tal capacidad, responsabilidad, o carga, en otras personas, dejando la construcción y el progreso, o retroceso, del mundo en manos ajenas.

Recuperar o mantener en nosotras y nosotros esta conciencia transformadora o constructora del mundo tiene una importancia no sólo vital-personal, constituyendo un horizonte al que cada persona pueda caminar, sino además una importancia social, ya que somos las personas las que decidimos cómo queremos que sea la sociedad.

Echando una mirada retrospectiva a nuestra Historia como Humanidad, como conjunto de seres humanos que formamos parte de este mundo y que lo hemos construido y transformado de manera conjunta, podemos darnos cuenta de que esta capacidad transformadora y constructora ha sido reconocida tan sólo a una parte de la población mundial. A la mujer se le ha negado, dificultado, o no se le ha reconocido tal virtud o capacidad.

Llegamos a la anterior conclusión preguntándonos sobre cuál ha sido el papel, narrado y factual, de la mujer en la Historia, en el Arte, en la Filosofía, en las Ciencias, en la literatura, en la política o en la sociedad; y cuando tenemos la oportunidad de salirnos de los límites de la cultura colectiva dominante en nuestra sociedad, nos damos cuenta de que nos ha sido narrada la mitad de la Historia. Lo narrado y lo fáctico difieren; algo que la Historia no puede aceptar.

Es necesario por tanto preguntarnos lo siguiente: ¿Es que las mujeres no construyen el mundo? ¿Las mujeres no han tenido ningún papel esencial en la construcción y transformación de la sociedad y el mundo en el que vivimos?

Los papeles que hombres y mujeres desarrollan en la sociedad han sido injustamente otorgados e  impuestos, y a las mujeres que lograron superar tales límites y realizaron grandes obras no les fueron reconocidos los méritos y la virtud correspondientes. Podemos incluso afirmar que la mujer no ha empezado a ser reconocida plenamente como persona, con todas sus facultades, derechos y virtudes correspondientes, hasta finales del siglo XIX y principios del XX. Es preciso aclarar además que este proceso de reconocimiento todavía no ha culminado.

Es debido a todo esto por lo que propuestas educativas como la primera Semana Cultural Feminista “Mujeres que transforman el mundo” constituyen la oportunidad de conocer, analizar y reflexionar sobre el papel que la mujer ha tenido, tiene y tendrá en la construcción y transformación del mundo pasado, presente y futuro.

Así mismo, esta Semana Cultural Feminista también se presenta como una oportunidad de comprender las ideas y valores del movimiento feminista, un movimiento político y social que ha luchado desde sus inicios por la igualdad real y efectiva entre mujeres y hombres, partiendo de un análisis de la realidad en la que se toma conciencia de que, como afirma Nuria Varela, el mundo no ha funcionado ni funciona igual para todas las personas, generándose un problema de desigualdad que afecta a más de la mitad de la población mundial.

Muchas gracias por hacer posible este evento al departamento de coeducación de la Escuela Oficial de Idiomas de Fuengirola, a la comunidad educativa implicada y a la gran red de apoyo que colabora en la organización y realización de esta primera Semana Cultural Feminista.

Una inmensa oportunidad de seguir transformando el mundo.

Responder a la violencia: que se nos oiga 15 ENERO

Sigue leyendo

¿Qué hacemos si se nos cruza una chica sola de madrugada por la calle?

Hay hombres que desarrollan inteligencia feminista, para poder humanizarse, comprender lo que el análisis feminista nos aporta para superar un tipo de sociedad que permite, alienta y justifica mucha violencia injustificable y evitable.

Os compartimos un texto de Tico Pelayo, de nuestra red DIF y de ArqueoEduca:

¿Qué hacemos si se nos cruza una chica sola de madrugada por la calle? Fuente: mujerpalabra.net

Anoche me ocurrió algo extraño. De mis compañeras feministas he aprendido que si vas caminando de madrugada por una calle solitaria y delante de ti va caminando una mujer sola, es buena cosa que te cambies de acera si es posible. O que de alguna manera adviertas tu presencia para no asustarla.

Así que anoche, cuando vi a una chica de unos 18 o 19 años caminando a unos 20 metros delante de mí, crucé la calle. Al ratito la chica cruzó también para pasarse a mi misma acera. Pensé en volver a cruzar la calle, pero me sentía un poco ridículo. Así que fingí hablar por el móvil en voz alta.

La chica se detuvo y esperó a que yo llegara a su altura y empezó a caminar a mi lado. Me sentí doblemente ridículo, así que “colgué” el móvil y le pregunté si le ocurría algo.

Me preguntó avergonzada que si podía acompañarla hasta el portal de su casa. Que dos chicos la seguían desde hacía un rato.

Miré hacia atrás y, efectivamente, dos chavales nos miraban desde lejos, uno de ellos con una litrona en la mano. La chica estaba temblando y me insistió en si podía acompañarla hasta su casa, que no estaba lejos, en la calle tal.

Mentí diciéndole que no se preocupara, que tenía el coche aparcado justo en esa calle.

Me dijo que yo le parecía de fiar, le di las gracias y no quise asustarla diciéndole que no se fiara de NINGÚN desconocido en una calle solitaria de madrugada.

Unos metros antes de llegar a su portal me despedí de ella, me parecía buena idea entretener a los dos chavales antes de que cruzaran la esquina para que no vieran en qué portal se metía la chica. No hubo ocasión, cuando doblé la esquina y los chicos me vieron, se dieron la vuelta y se perdieron por otra calle.

Volviendo a casa, en el coche, me puse a pensar que, por más que uno desarrolle inteligencia feminista, nunca podrá empatizar lo suficiente con determinadas situaciones ni renunciar a determinados privilegios patriarcales.

Materiales coeducativos. Ir a la versión imprimible

¡¡Acción!! Videos en apoyo a la SCF…

La red DIF (parte de ella, el grupo base de las organizadoras de la Semana Cultural Feminista, las difitas), y estudiantes del C1.1 de Inglés, se han organizado para aportar unos vídeos que dan a conocer ideas sobre por qué es importante la coeducación, qué dice el feminismo o los feminismos (que no es lo que interpreta gente que no escucha ni conoce) y cómo va a ser la PRIMERA SEMANA CULTURAL FEMINISTA que celebraremos en la EOI Fuengirola (y en el Salón de Actos del IES nº1 el lunes y martes de esa semana, por generosa donación del magnífico espacio). Esperamos que todo esto os sirva como ideas de cómo ayudar, y que los textos os sirvan para ayudar a desmentir las distorsiones que se dicen contra el movimiento feminista, un movimiento de lucha noviolenta por la consecución de un mundo más diverso, más igualitario en derechos, menos violento:

  • Presentación de la SCF en español: (profes, estudiantes y ex estudiantes) MF, Mayte y Marianela, Svetlana y Melania, Desi, Rocío, Lola, Mari Carmen, María José, Romina, Yamila, Cirenia. Cada participante enviará a MF su trozo, y MF lo montará en vídeo. ❤
  • Presentación de la SCF en inglés: (C1.1) Lorena, Andrea, María Isabel, Bea S., Marina, Mabel, Juanfran, Aun, María Luisa, Ana, Lola. Cada participante enviará a MF su trozo, y MF lo montará en vídeo. Las versiones audio llevarían en imagen el texto, por lo que se agradece su envío para un corta y pega sin tener que buscar más. ❤
  • Artículo Cuestiones de Género y Coeducación: (“difitas”…) MF, Mari Carmen, Rocío, Desi, María José, Melania, vídeo que ha filmado y montará Juvena García Mesa, artista audiovisual.
  • Article on Gender Issues and Education for Equality: (2018-19 C1.1 group + digital) MF, Asun, Melania, Rocío, Elena, teresa, Margarita, Reina, Laura, Esmeralda, Marina, Cirenia, (Margarita otra vez), Desi. Cada participante enviará a MF su trozo, y MF lo montará en vídeo. Las versiones audio llevarían en imagen el texto, por lo que se agradece su envío para un corta y pega sin tener que buscar más. ❤

Se acepta ayuda para montar los vídeos hechos con cachitos de mucha gente. Ponerse en contacto con inteligenciafeminista ARROBA gmail.com ¡Gracias!

Más difusión de la SCF

Las 19 invitadas enviarán a Coeducación EOI Fuengirola un vídeo presentándose brevemente y MF lo montará, como los anteriores. Así podréis verlas y escucharlas, algo que probablemente dé vida a la información escrita que os hemos compartido aquí, en la página SCF de este blog.

Estudiantes. Borradores de guiones para animar a venir a la SCF: estudiantes de Alemán con Mayte Luengo y de Inglés con MF grabarán vídeos para animar a la gente a venir en marzo. Para ello se preparará un guión para grabarlo en clase en el nuevo año!

Por si os animáis más grupos! “Yo voy a la SCF!” ❤

PS: Los C1.1’s

El machismo es un problema masculino

Los hombres deben dar un paso al frente y ser incómodos para los machistas
Octavio Salazar – 13 · 11 · 2018 (leer este artículo en la Revista CQ)

Porque el machismo es ante todo, un problema masculino.

Cerca de 1.000 mujeres asesinadas desde 2003. Una cifra que debería bastar para que la violencia de género fuera percibida como el problema más grave de nuestra sociedad. Un tipo de violencia que es sólo una más de las muchas que podemos calificar como machistas, las cuales son perpetradas por sujetos de todas las edades, de todas las nacionalidades, de todos los estratos sociales y económicos.

Dicho de otra manera: el único rasgo que comparten todos estos sujetos es que son de sexo masculino. Es decir, hombres que reproducen hasta el extremo más brutal una cultura machista. Individuos que han sido socializados para el dominio y para el ejercicio de la violencia con el objetivo de mantener o restaurar un orden en el que nosotros somos los privilegiados.

Unos machitos que también conciben el amor y la sexualidad desde el control y el dominio. Unos tipos que son incapaces de reconocer la equivalente autonomía de sus compañeras. Los que hacen posible la permanente reinvención del patriarcado desde la asunción acrítica de que ellos han nacido para ser los amos, los putos amos.

La violencia de género es, pues, un problema masculino que sufren las mujeres. Con ello no quiero decir que todos los hombres seamos maltratadores, como tampoco que todos seamos ni violadores ni puteros. A lo que me refiero es a que la raíz de este drama social se halla en un modelo de masculinidad que en el siglo XXI continúa prorrogando nuestro estatus privilegiado y, ligado a él, el uso de múltiples violencias mediante las cuales mantenemos nuestro poder. Todo ello aderezado con los mitos del amor romántico que tanto ayudan a que las mujeres sigan entendiendo que su lugar es el de la sumisión y que nosotros hemos nacido para ser conquistadores. No sólo de los territorios, sino también de los cuerpos y hasta de las vidas de quienes durante siglos fueron educadas para el silencio.

En consecuencia, y por más que sean necesarias leyes y políticas públicas dirigidas a reducir al máximo unas violencias que a todos nos deberían helar el corazón, difícilmente las cifras dolorosas irán reduciéndose si no revisamos cómo nos seguimos construyendo conforme a las expectativas de lo que implica ser un hombre de verdad. Ésas que desde jovencitos, cuando apenas somos unos niños, nos insisten en que nuestro destino va a ser el poder y que la ira, la agresividad o la violencia serán siempre fieles compañeras. De ahí la urgencia en trabajar con los más jóvenes, ésos que parecen tener normalizado el maltrato en las relaciones de pareja y que ahora, en el espacio salvaje de las redes sociales, no dejan de repetir modelos tóxicos.

En este mes de noviembre, en el que de nuevo veremos a las instituciones, a los medios de comunicación y a buena parte de la sociedad movilizados en torno al 25N, los hombres decentes, es decir, los que ni somos maltratadores, ni nos sentimos parte de ninguna manada, deberíamos dar un paso hacia adelante en nuestro compromiso.

Deberíamos convertirnos en sujetos incómodos para nuestros iguales, poniendo en evidencia sus complicidades, por acción u omisión, con el machismo. Deberíamos empezar a entender que nuestras madres, hijas, amigas y compañeras están hartas y cansadas, y que ha llegado el momento de asumir nuestra responsabilidad y no limitarnos a la sonrisa políticamente correcta del que ya no se atreve a decir en público que es machista. Es una cuestión de justicia, de igualdad, o sea, de democracia. Y de vida.

Porque siguen siendo ellas las que la pierden, o las que la conservan malherida, por el simple hecho de ser mujeres. Un drama que sólo cesará cuanto dejemos sin aliento al machito que, conscientes o no, todos llevamos dentro.

*Este artículo fue publicado originalmente en el número 248 de GQ.

Extraordinaria noticia: Biblioteca de Mujeres

Una de las 4 bibliotecas de mujeres màs importantes de Europa consigue al fin local para abrir como tal. 30 años de trabajo y lucha.

https://m.eldiario.es/cultura/libros/Ayuntamiento-Madrid-gestionara-Biblioteca-Mujeres_0_830467956.html

Marisa Mediavilla será una de nuestras invitadas en la Semana Cultural Feminista.

Y aquí esta la web de la BdM, donde podreis consultar sus catalogos y tesauro, único.

http://www.mujerpalabra.net/bibliotecademujeres/index.htm